Taichi para mejorar la calidad de vida de las personas con ViH

19.02.2013 21:28

 

Influencia de la cultura china para mejorar la 

calidad de vida de las personas con VIH/Sida

 

Universidad de las Ciencias de la Cultura Física y el Deporte

“Manuel Fajardo”. Facultad Guantánamo

(Cuba)

MSc. Darioska Alvarez Trompeta

MSc. José Miguel Quevedo Palomo

quevedo@fcf.gu.rimed.cu

 

 

 

 

Resumen

          Este trabajo está relacionado con una de las problemáticas actuales en el mundo: las personas que viven con el VIH-SIDA y la mejora en su calidad de vida. La aplicación de los diferentes métodos de investigación permitió constatar que el Sistema Nacional de Salud no realiza actividades recreativas y terapéuticas, para mejorar la calidad de vida en los seropositivos en el Sistema de atención Ambulatorio del área sur del municipio Guantánamo. La Serie de Ejercicios de Tai Chi Chuan propuesta como una opción recreativa y terapéutica en los seropositivos, incluye ejercicios que permiten mantenerse vigorosos y disminuir los efectos de los fármacos antirretrovirales, independientemente que estas personas mejoran sus relaciones interpersonales y disminuye el estrés ocasionado por su nueva condición de vida. En la selección de estos ejercicios se tuvo en cuenta que fueran dirigidos a tratar afecciones del sistema osteomioarticular y mejorar las funciones de los sistemas de órganos.

          Palabras clave: Calidad de vida. VIH/Sida. Tai Chi Chuan.

 

 
EFDeportes.com, Revista Digital. Buenos Aires - Año 16 - Nº 156 - Mayo de 2011. http://www.efdeportes.com/

1 / 1 

Introducción

    El estado cubano, desde que triunfó la Revolución, ha concebido una atención esmerada a todos los ciudadanos, pero la práctica cotidiana demuestra la existencia de nichos donde los esfuerzos institucionales reclaman una mayor cooperación con el objetivo de mejorar la calidad de vida de todo el pueblo.

    Hoy en Cuba, la prevención descansa en los logros y ventajas socioeconómicas, políticas e ideológicas de nuestro proyecto social, la fortaleza de nuestra ideología, la política de empleo, la seguridad y asistencia social; el impacto que tuvo el triunfo de la Revolución en todas las esferas de la sociedad sentó las pautas de la praxis preventiva, en sus objetivos se encontraban la erradicación de los barrios insalubres, así como la prevención del VIH.

    Sin embargo, un ámbito vulnerable lo constituyen las personas con VIH-SIDA, a quienes el Sistema Nacional de Salud les garantiza total atención médica desde el diagnóstico hasta el tratamiento. Inicialmente el tiempo que transcurría entre la clasificación y la incorporación al Sistema de Atención Ambulatoria (SAA), los seropositivos permanecían en una unidad asistencial conocida como Sanatorio o Centro de Atención Integral, donde se le garantizaba total atención, servicio médico y psicológico indispensable para enfrentar una nueva condición de vida. A pesar de todos los esfuerzos de dicha institución los seropositivos asistidos no mostraban una disposición favorable al tratamiento, el cual se veía afectado en su sistematicidad debido a que se mostraban insatisfechos demostrándolo a través de las ausencias no autorizadas del recinto hospitalario.

    Por la importancia que tiene el contacto con la comunidad para los portadores de VIH-SIDA se creó (SAA), en este las personas que están viviendo con VIH reciben atención médica, psicológica y social requerida desde sus propios hogares; en este el patrón de vida está relacionado con los aspectos médicos, y otros tan importantes como proyecto futuro, familia y amor, solo por mencionar algunos, pasan a interpretarse desde la enfermedad, porque visto de ese aspecto solo se lograría que las personas con VIH-SIDA se aíslen y pasen a perder el equilibrio emocional y pueden llegar a la angustia, depresión, negación, el miedo y al sentimiento de culpa.

    Con el fin de vincular los seropositivos a la sociedad y que continuaran su vida, se determina a nivel nacional que estos se acogieran desde el momento del diagnóstico al (SAA), lo cual seria una de las posibles vías para mejorar la aptitud de los seropositivos en relación al tratamiento y también en la búsqueda de elementos para mejorar la calidad de vida a la que tienen todo el derecho a pesar de la enfermedad.

    El SIDA es la manifestación más avanzada del VIH, la mayoría de las personas afectadas por este no tienen síntomas durante muchos años ni sienten ningún cambio en la salud, no hay manifestación visible que permita saber que está afectado. Vivir con VIH- SIDA significa enfrentarse al aislamiento, la soledad que toda nueva pandemia genera en nuestro país, el curso de los acontecimientos sigue esa misma línea, con la marcada diferencia del apoyo del estado a esas personas afectadas. Desde que se conoce la ecuación VIH=SIDA=MUERTE, las personas que viven con el VIH tienen rol exclusivo de “pacientes”, solo receptores de servicios.

    Utilizar el tiempo libre en actividades recreativas que sean de los gustos y preferencias de las personas portadoras del VIH es una forma de dar pasos a planes futuros y de mejorar su entorno social, la recreación no solo es la forma agradable de pasar el tiempo libre, sino el aprovechamiento de este tiempo de forma positiva en la sociedad, de manera tal que contribuya al desarrollo de la personalidad del hombre. La recreación está ligada, con la educación, higiene física, psíquica, la diversión y la cultura en general, en el fin de mejorar la calidad de vida, entendiéndose como la satisfacción de las expectativas que tienen las personas para mejorar su estado de salud.

    Una de estas actividades recreativas es precisamente el Tai Chi Chuan que es una forma de “gimnasia para la salud”, unas de sus facetas más importantes son los beneficios que brinda a la salud de los que la practican, ya que armoniza y fortalece el flujo energético, pero a diferencia de otras gimnasias sanitarias cuya finalidad es mover grupos de músculos y articulaciones, este requiere de una respiración profunda y regular, además de una concentración máxima que beneficia al sistema nervioso, el Tai Chi es un arte que permite la conducción de la energía vital por todo el cuerpo y constituye unos de los métodos alternativos que se están utilizando en la actualidad .

El Tai Chi Chuan como un arte marcial chino y su influencia en la calidad de vida de las personas con VIH

    El Tai Chi Chuan es una forma de gimnasia para la salud o meditación en movimiento. A los practicantes de este arte marcial se les llaman boxeadores de las sombras. En cuanto a su traducción literal quiere decir (boxeo último supremo). En las Artes Marciales chinas se distinguen dos corrientes o estilos, la interna y la externa, apoyadas en una serie de técnicas que incluyen el boxeo, la lucha de parejas con o sin armas.

    Para el ojo inexperto estos movimientos lentos no son más que una danza, sin siquiera imaginar que en ellos se esconden poderosas técnicas de lucha como las del Karate Do y Taek Won Do. Este tal vez es uno de los aspectos más secretos de este arte. Su historia tiene una larga evolución en el seno de la cultura china.Se introduce en Cuba desde el mismo momento que comienzan a asentarse los chinos, pero no es hasta finales del siglo XX que se difunde la práctica de este Arte Marcial por todo el país llegando a Guantánamo,

    La utilización del Tai Chi con objetivo recreativo y terapéutico se basa en que es un ejercicio seguro y suave que puede ser utilizado en personas de todas las edades y casi cualquier condición física.

    El Tai Chi es de gran importancia en la prevención y cura de las enfermedades. Al eliminar el estrés permite controlar todas las patologías que él provoca. Esto demuestra que el Tai Chi, a diferencia de otras gimnasias o deportes clásicos, sirve para reunificar toda la energía que habitualmente está dispersa y se malgasta. El primer efecto será una sensación de bienestar en todo el cuerpo, los músculos trabajan sin rigidez produciendo una verdadera relajación muscular que hará desaparecer poco a poco las tensiones musculares y nerviosas, favoreciendo el buen funcionamiento de las glándulas internas. Aumenta y procura una buena respiración abdominal que produce un gran beneficio en los órganos internos.

    El Tai Chi Chuan para la salud, tiene gran influencia en la concentración máxima, que beneficia al sistema nervioso y da una buena base para mejorar el funcionamiento de todos los sistemas e incrementar la capacidad de eficacia de otros órganos, ejemplo:

  • En el sistema cardiovascular y respiratorio: A través de una respiración más profunda el organismo se oxigena mejor. Los nutrientes llegan a todos los tejidos y las toxinas son eliminadas al incrementarse la circulación sanguínea. Las paredes de las arterias y venas se hacen más elásticas regulándose de esta manera la presión sanguínea. El corazón se ejercita suavemente sin riesgo de sobre exigirlo. La respiración se profundiza y regulariza aprovechando de una manera más completa la capacidad respiratoria.

  • En el metabolismo: Al reducir el metabolismo y consigo el proceso de oxidación, los ejercicios de Tai Chi reducen muchas enfermedades de la vejez y con ello el proceso de envejecimiento del organismo.

  • Sistema digestivo: La respiración abdominal y los movimientos de inclinación y giros del torso masajean suavemente los órganos internos facilitando los procesos digestivos. En especial los intestinos quienes regularizan su función.

  • En el sistema muscular y óseo: Los movimientos relajados y lentos de los miembros alivian las tensiones musculares, nutriendo más eficientemente los tendones y huesos. De esta manera se calman los dolores y a la vez se fortalecen los músculos sin sobre exigirlos.

  • Emociones: El exceso de tensión muscular y nerviosa irrita al organismo causando ansiedad, nerviosismo, estrés o depresión. La liberación de estas tensiones a través del movimiento produce una sensación de bienestar interno que ayuda a armonizar las emociones.

  • Sexualidad: A través de las correctas respiraciones en el aumento de la irrigación sanguínea y el equilibrio emocional, permite una mayor capacidad de goce. La práctica cambia una parte esencial de nuestra vida: el contacto con nosotros mismos.

    Es importante su papel terapéutico ya que contribuye a la prevención y tratamiento de enfermedades. Su práctica influye positivamente en la calidad de vida de las personas con VIH-SIDA desde el punto de vista de la salud física, de las relaciones interpersonales y el estado psicológico.

    Es evidente que en estos últimos tiempos la temática del SIDA ha sido objeto de muchas investigaciones y análisis ya que es una pandemia que está azotando a la humanidad. En nuestro país la atención de la salud está garantizada, ya que el gobierno le brinda una especial atención a este sector de la sociedad, pero la calidad de vida no se revierte solamente al estado de salud física a través de los medicamentos, hospitalización o atención médica gratuita que en otros países pudieran ser el problema fundamental, el tema va más allá de estos elementos, como es el aprovechamiento del tiempo libre, las relaciones sociales y ambientales, en lo que la recreación juega un papel importante para satisfacer la calidad de vida.

    Fue en 1978 cuando se detectó el primer caso de SIDA a un joven homosexual residente en San Francisco, Estados Unidos, aunque en aquella ocasión el diagnóstico fue el de Sarcoma de Kaposi o cáncer de piel. Desde los primeros brotes de lo que se llamo la epidemia del siglo XX hasta hoy, la progresión de la enfermedad ha tenido tres focos principales: Estados Unidos, Europa Occidental y África.

    Nuestro país no quedó exento de esto y en estudios realizados sobre el impacto que ha tenido la epidemia del VIH/SIDA se ha comprobado que existen 4.941 seropositivos acumulados desde marzo de 1986 hasta el 5 de agosto 2003, unos 1.084 han fallecido por SIDA y 69 han fallecido por otras causas por lo que es de 0,05% tasa de prevalencia estimada. Actualmente 1.171 seropositivos se encuentran recibiendo TARVAE (Terapia Antirretroviral) con genéricos de producción nacional.

    La infección por VIH/SIDA tiene un significativo impacto en la nutrición a nivel del individuo, a nivel familiar y de la comunidad. La pérdida de peso y la mala nutrición han sido asociadas con la enfermedad. Al mejorar el estado nutricional de estas personas debe haber cambios sustanciales en la evolución de la enfermedad; y producir cambios favorables que hagan reducir la mortalidad, discapacidad y aumentar la autoestima, mejorando así su calidad de vida. En la calidad de vida de las personas con VIH-SIDA es necesario tener en cuenta la salud física, las relaciones interpersonales y el estado psicológico como elementos indispensables para definir nuestro objeto de estudio.

    La calidad de vida es un concepto subjetivo, propio de cada individuo, que está muy influido por el entorno en el que vive como la sociedad, la cultura y las escalas de valores, es una categoría sociológica que expresa el grado en que se satisfacen las demandas, expresa bienestar, felicidad, satisfacción de la persona que le permite una capacidad de actuación, o de funcionar en un momento dado de la vida.

    La salud es un producto social, esta concepción es fuente de dilemas en la interpretación del proceso salud, enfermedad y sus determinantes, en los enfoques de la organización y funcionamiento de los servicios de salud, la educación médica y el modelo médico actuante. La categoría salud se interrelaciona en un proceso dialéctico con la categoría opuesta: enfermedad.

    En el Sistema de Salud existen indicadores para medir la calidad de vida, que se aplican en los seropositivos para evaluar las dimensiones, los autores además de los indicadores existentes asumidos también aportan los siguientes por ser más explícitos:

  • Relaciones interpersonales: familiar, amistades...

  • Bienestar material: empleo, ingreso salarial, vivienda.

  • Desarrollo personal: Habilidades, competencias...

  • Bienestar físico: Salud, nutrición...

  • Bienestar emocional: felicidad, seguridad...

  • Autodeterminación: Elección, control personal...

  • Derechos: Privacidad, libertades...

  • Inclusión social: Aceptación, participación en común.

    La calidad de vida no solo depende del estado psicológico, físico y las relaciones interpersonales, sino también de la forma en que se desarrollen estos indicadores, y la recreación juega un papel importante en esta.

    En el tema que nos ocupa esta ayudar a que muchas personas con VIH se sientan mejor, que puedan fortalecer su sistema inmunológico y mejorar su calidad de vida. Este no puede controlar la enfermedad del VIH ni luchar contra ella, pero puede ayudar a sentirse mejor y a combatir muchos de los efectos secundarios de la enfermedad causada por el VIH y los medicamentos anti-VIH. (Antirretovirales).Hacer ejercicio físico en forma regular y moderada le brindara a las personas con VIH muchas ventajas.

Propuesta de la serie de ejercicios Tai Chi Chuan

    Para la realización de la serie Dao Yin y Lian Gong, que su nombre literalmente quiere decir conducción de GI (energía) por todo el cuerpo. Los ejercicios se realizarán en dos sesiones semanales, cuantas veces lo deseen, por el lado derecho e izquierdo, la respiración no debe ser forzada, por lo que la velocidad del ejercicio dependerá de la respiración y no lo contrario.

    Los movimientos de las diferentes partes de cuerpo han de estar coordinados, estos ejercicios mejoran la respiración y las funciones circulatorias ya que se tonifica el meridiano de los pulmones y el intestino grueso, disminuye el estrés. Se utilizará música propia de los ejercicios con conteo para guiar los movimientos contribuyendo a la relajación del cuerpo y fluidez de los movimientos

    Al concluir la serie de ejercicios es conveniente estirar los gemelos, para ello levantamos algo una pierna y estiramos los dedos de los pies hacia nosotros lanzando el talón hacia delante con ambas piernas esto distribuye la energía por todo el cuerpo.

    Al empezar el aprendizaje del Tai-Chi Chuan, primero se practica la forma, por estudio de la forma se entiende la cuidadosa memorización e imitación de las diversas posturas bajo la guía del profesor, los seropositivos deben concentrarse en aquietar su gi y en memorizar, analizar e imitar con calma las posturas, a esto se llama practicar la forma. En esta etapa los seropositivos deben prestar especial atención en distinguir entre lo interno y lo externo, entre subir y bajar, lo que pertenece a lo externo es "la ligereza y la sensibilidad de todo el cuerpo", "La conexión abierta de todas las articulaciones", "desde los pies a las piernas y a la cintura", "hundir los hombros y doblar los codos" y así sucesivamente.

    Al principio del aprendizaje estas enseñanzas deben ser practicadas mañana y tarde, comprendidas plenamente cada postura y movimiento deben ser cuidadosamente analizados. Al practicar, hay que concentrarse en conseguir movimientos correctos, cuando se domina una postura se pasa a la siguiente, de esta manera, se adquiere gradualmente la forma completa, si se hacen las correcciones paso a paso, no se modificarán los principios básicos aunque transcurra mucho tiempo.

    Cuando se practiquen los movimientos, todas las articulaciones del cuerpo deben estar relajadas y naturales, se deben respetar estos dos principios, primero, no se debe contener la respiración, segundo, los brazos, la cadera y las piernas se deben mover sin ninguna fuerza. Estos dos principios son recitados por todos los que practican los sistemas internos de artes marciales, no obstante, tan pronto como comienzan a moverse, girando el cuerpo, proyectando los pies, o girando la cadera, se quedan sin aliento y sus cuerpos tiemblan la causa de este fenómeno es siempre retener la respiración y usar la fuerza.

1.     Durante la práctica la cabeza no debe inclinarse a los lados ni hacia arriba o hacia abajo, esto es lo que significa sostener la cabeza como si se suspendiera desde arriba, o imaginar que se mantiene un objeto en equilibrio en lo alto de la cabeza, a fin de evitar una postura vertical rígida, se acentúa el concepto de suspensión desde arriba.

    Aunque la visión está dirigida hacia adelante, a veces sigue los movimientos del cuerpo, aunque la vista no se enfoca hacia un punto, este movimiento es importante, sin embargo, dentro del esquema de cambios, ya que suple deficiencias en las técnicas del cuerpo y de las manos, la boca parece abierta pero no está abierta; parece cerrada pero no está cerrada. Inhalar por la nariz y exhalar por la boca de forma natural, si la saliva fluye bajo la lengua, debe tragarse de vez en cuando y no expulsarla.

2.     El cuerpo debe mantener una postura erguida sin inclinarse hacia adelante o atrás; la columna vertebral y el cóccix deben alinearse verticalmente sin inclinarse a un lado o a otro, los principiantes deben poner especial atención en esto, mientras realizan movimientos activos, abriendo y cerrando, relajando el pecho y elevando la espalda, hundiendo los hombros y girando la cintura. De otro modo, pasado un tiempo, estos defectos serán difíciles de corregir y producirán rigidez, entonces, aunque se haya practicado mucho tiempo, se obtendrán pocos beneficios o ventajas prácticas.

3.     Todas las articulaciones de los brazos deben estar completamente relajadas, con los hombros hundidos y los codos doblados hacia abajo. Las palmas deben estar ligeramente extendidas.

Postura preparatoria del Dao Yin Pao Jian Gong

    Mantener los pies unidos, y el cuerpo totalmente relajado sintiendo una sensación de plenitud y comodidad.

  • Serie Nº 1. Exhalar e inhalar para regular la respiración.

  • Serie Nº 2. Empujando la barca corriente abajo.

  • Serie Nº 3. Cargando la luna y el sol sobre los hombros.

  • Serie Nº 4. El cisne despliega sus alas.

  • Serie Nº 5. Levantando la piedra del molino.

  • Serie Nº 6. Empujar la ventana para contemplar la luna.

  • Serie Nº 7. Cepillando el polvo de cara al viento.

  • Serie Nº 8. El dios de la longevidad acaricia su barba.

Conclusiones

    La aplicación del Tai Chi Chuan como opción recreativa y terapéutica nos permite llegar a las siguientes conclusiones:

1.     El proceso de mejorar la calidad de vida en los pacientes con VIH del sistema ambulatorio se venia efectuando de forma deficiente por lo que se recurrió a ofrecerles a través de una serie de ejercicios de Tai Chi Chuan como una opción recreativa y terapéutica acorde a sus gustos y preferencias.

2.     Para mejorar calidad de vida en los pacientes con VIH del sistema ambulatorio se planifico una serie de ejercicios de Tai Chi Chuan como una opción recreativa y terapéutica la cual fue evaluada por los usuarios de positiva.

Bibliografía

  • ACADEMIA MUNDIAL DE KARATE SHOTOKAN (2000) Revista Oficial. Editorial WKSA, Gijón.

  • BÉCQUER, TRINIDAD y coautores. Atividades Masivas Gimnástico-Deportivas. Editorial Deportes, 2007.

  • BEDELÍA, A. Dolorosas miradas. Sexo sentido. En: Juventud Rebelde Digital. Ciudad de La Habana. 2003, abril 12.

  • BARBERO, J. SIDA, Primer y Cuarto Mundo: el fracaso del éxito. En: Acosta Sariego JR. Bioética para la sustentabilidad. La Habana: Publicaciones Acuario; 2002.

  • COLECTIVO DE AUTORES. La investigación Científica en la actividad física: sus metodologías. Editorial Deporte. Ciudad de la Habana, Cuba. 2006.

  • COLECTIVO DE AUTORES. Monografía. Tiempo Libre y Recreación en el Desarrollo Local. La Habana, Cuba. 2006.

  • ESTÉVEZ, M. La Investigación en la Actividad Física: su Metodología. Editorial Deportes. La Habana 2004.

  • FUENTES, N. Tiempo libre. España. Revista Educación Física y Deportes. Editorial Deporte. 2002.

 

Otros artículos sobre Actividad Física y Salud
 
Enlace al Artículo y a la web Efdeportes